No existe mayor duda de que los dispositivos móviles son una herramienta que diariamente puede volver nuestras actividades mucho más prácticas. Sin embargo, muy a pesar de las funcionalidades que pueden ofrecer, su uso se ha vuelto desmedido e incluso muchas personas a nivel global, admiten sentir una adicción al celular.

Al respecto, la Escuela Annenberg de Comunicación y Periodismo, correspondiente a la Universidad del Sur de California, realizó el estudio “La nueva realidad: padres, adolescentes y dispositivos móviles en México“.

La investigación señala que el uso poco moderado de los dispositivos móviles, ha influido en la relación padres e hijos, reportando que el 67 por ciento de los adolescentes de entre 13 y 17 años usan sus teléfonos todo el tiempo. Mientras el 12 por ciento de este mismo sector dice revisarlo en repetidas ocasiones cada hora y el 1 por ciento apunta que solo lo revisa una vez por hora.

Los problemas que trae consigo la adicción al celular

Del mismo modo, el estudio demuestra que este exceso de tecnología ha provocado episodios de ansiedad e interrupción del sueño por no estar cerca del dispositivo. Reportando también que la mitad de los adolescentes sienten urgencia por responder los mensajes de manera instantánea y el 35 por ciento despierta durante la noche para revisar si tiene notificaciones.

Por su parte, los padres de estos jóvenes muestran un patrón parecido. Ya que el 48 por ciento de los encuestados aceptó que siempre está usando el teléfono, mientras solo el 2 por ciento dice no sentir urgencia por responder o esta cerca de sus dispositivos.

Otro estudio realizado vía telefónica, señala que el 67 por ciento de los adolescentes elige comunicarse con sus amigos por medio de mensajes, mientras el 50 por ciento prefiere hacerlo en persona. Lo cual demuestra que las relaciones sociales se han visto significativamente alteradas por el uso excesivo del celular.

SUSCRÍBETE A LA REVISTA IMPRESA A UN PRECIO ESPECIAL