Cuando hablamos de escaparate nos referimos a aquel espacio tridimensional en punto de venta que tiene, como principales objetivos, llamar la atención de clientes potenciales, despertar la curiosidad e interés de entrar a la tienda, promocionar productos, motivar la compra y destacar de la competencia.

De acuerdo con el libro Diseñar para los ojos, de Joan Costa, una persona que pasa frente a un escaparate o vitrina, mira este espacio de 8 a 10 segundos, en promedio, un periodo breve de tiempo que las marcas y retailers tienen para captar la atención y hacer que entren al punto de venta.

Cada escaparate al interior de una plaza comercial o que sea visible en las distintas calles de la ciudad requiere de ciertos elementos que debe tener para causar el efecto deseado por los retailers, por lo que cuidar cada detalle al momento de montar y diseñar tu vitrina es crucial para dar una primera buena impresión, motivar el gusto por entrar, impulsar la compra y tener una buena publicidad entre el target.

Mostrar al shopper un escaparate innovador, en tendencia, fresco, atractivo, interesante y propositivo, será tu mejor carta de presentación ante el consumidora, además de que te hará resaltar entre tus competidores.

Para conseguir este cometido, las siguientes 6 propuestas pueden ayudarte a lograrlo.

Aplica el Storytelling a tu vitrina

Acomodar ciertos elementos visuales y tus productos en un mismo espacio, no debe ser razón para que te limites y no busques la oportunidad de contar una historia a tu cliente mientras mira tu escaparate.

Cuando hay una fecha especial, puedes utilizar esa celebración o día para colocar tus productos, recursos audiovisuales y demás artículos de tal manera que narren una historia al shopper. Si no hay una ocasión especial en el calendario, haz que surja.

Muestra tus mejores productos

La cantidad de artículos que puedes tener al interior de un punto de venta puede ser enorme y con una propuesta interesante, por lo que deberás poner a la vista del público aquellos que consideres son tus productos estrella y que son capaces de generar un mayor impacto en el consumidor y lo motiven a entrar.

Profundidad en tu escaparate

Al tratarse de un escaparate, es obvio pensar que ya se trata de un espacio tridimensional por sí solo pero, aunque sea un espacio de tres dimensiones, puede ser que el acomodo de todos los elementos haga que tu vitrina pierda profundidad. Para evitar esto se recomienda que la decoración y colocación se haga en tres planos distintos que comuniquen, de forma efectiva, dicha profundidad.

 

Continúa leyendo en la siguiente página.

SUSCRÍBETE A LA REVISTA IMPRESA A UN PRECIO ESPECIAL