Un actor de suma relevancia para el buen funcionamiento del punto de venta, pero sobre todo para la disponibilidad de producto son los proveedores.

Un proveedor es aquella marca o fabricante que provee de mercancía o artículos a un retailer, con el propósito de ser el escaparate para venta y consumo de sus productos, siendo los puntos de venta un lugar estratégico para las distintas marcas que desean poner a disposición de su target una variedad amplia de su portafolio de productos.

La relación proveedor-retailer es una sociedad en la que se busca una ganancia mutua, es decir, un ganar-ganar para ambas partes de dicha relación. Mientras el retailer exhibe en piso de venta sus productos, el fabricante provee de mercancía al retailer, minoritas que se encargarán de su colocación, y que junto con los proveedores determinarán el precio al público.

A inicios de 2017, la Asociación Nacional de Tiendas de Autoservicio y Departamentales (ANTAD) A.C., lazó su plataforma digital Conexión Retail, la cual facilita la conexión y contacto entre proveedores y las grandes cadenas de tiendas minoristas en México, asociadas a la ANTAD.

Iniciativas como esta apoyan la labor de negociación entre proveedor y marca de retail, además de que acerca a aquellos que quizá no están en la mira de retailers, pero que pueden generarle importantes ingresos y ambos salir beneficiados.

A continuación te presentamos 4 tipo de proveedores que un punto de venta debe considerar para ofrecer al shopper una mayor variedad de productos y elevar sus ventas.

Fabricantes o marcas

Cola-Cola, Pantene, Colgate, Herdez, La Costeña, Regio, Charmín, Fabuloso, Alpura, entre muchas otras marcas son fabricantes que, mediante una relación comercial, disponen de un espacio en punto de venta para exhibir sus productos y motivar la compra del shopper.

Distribuidores

También conocidos como mayoristas, corredores o intermediarios, se caracterizan por comprar en grandes cantidades a varios fabricantes y bodegas, y luego revenderle a los minoristas.

Aunque suelen manejar precios más altos que los fabricantes, el cargo por envío es más bajo y tienen un menor tiempo de entrega, lo que a menudo compensa el aumento en el precio por artículo. Asimismo, pueden surtir pedidos pequeños de diversas marcas.

Sigma es un ejemplo de este tipo de proveedores.

Independientes

En la mayoría de los casos, se trata de artesanos autónomos que venden por medio de representantes, o que ofrecen la distribución exclusiva de sus productos directamente con los retailers o tiendas de menor tamaño.

Suelen exponer en ferias comerciales o convenciones que, bajo temas específicos, les facilita una mayor venta, al tiempo que les da más exposición ante el target que busca sus productos.

Importadores

Operan de manera similar a un mayorista nacional, sólo que con un catálogo de artículos extranjeros.

Contar con una variedad de proveedores, ya sean nacionales o extranjeros, y tener una excelente relación comercial y de comunicación con ellos permitirá que puedan fijar precios que favorezcan a ambas partes, que la colocación de producto optimice su rotación, que las ganancias sean las esperadas, y sobre todo, que el shopper se vea beneficiado y sepa que cierta cadena minorista cuenta con sus marcas y productos favoritos.

 

 

 

 

SUSCRÍBETE A LA REVISTA IMPRESA A UN PRECIO ESPECIAL