Con ayuda del personal de la aerolínea, Alexis hizo creer a su novia que tenía que ir con la tripulación para recoger un objeto perdido. De este modo, el joven se levantó de su asiento mientras que la chica lo esperaba.

“Detrás de cámaras”, Alexis se puso su mejor traje para pedirle matrimonio a su novia desde las alturas. Ya listo, una aeromoza se acercó con Pamela para darle una tarjeta a la chica: “Pam: Sólo hay una persona capaz de hacerme ver que puedo volar y esa persona eres tú”.

En ese instante, Alexis apareció con una flor en una mano y un anillo de compromiso en la otra, lo que no sólo sorprendió a la novia sino a las demás personas que iban a bordo. Sin duda, el chico obtuvo el esperado “sí”.

Pero la sorpresa no terminó ahí, al menos para los novios, pues Intertours y el hotel Secrets Vallarta Bay les tenían un regalo al aterrizar.

SUSCRÍBETE A LA REVISTA IMPRESA A UN PRECIO ESPECIAL