El sueño de todo empresario o emprendedor es contar con una larga lista de clientes que estén encantados con sus servicios o productos, de tal manera que visiten constantemente el negocio, considerándose a si mismos un cliente distinguido. Sin embargo, es importante ser realistas y saber que esto no ocurrirá a menos que se realicen una serie de acciones que propicien esta situación.

Tener un cliente fiel es difícil, sobre todo si eres nuevo en el mercado, ya sea que seas ofrezcas un servicio o un producto las lecciones que debes pasar antes de contar con un primer cliente son oro, pero para hacer más dinámico el proceso puedes cursar los siguientes 3 pasos y así tener clientes más fieles:

Conócelos

¡Sí, quieres volar! Pero espera un momento, primero conoce a tu nuevo cliente. Trata de comprender si el precio es adecuado para el cliente, descubre desde sus mismas palabras si la calidad de tu servicio o producto es buena, si la experiencia de tu negocio la recomendaría, etc. Ofrece algún formato de encuesta para que te ayude a conocer esos detalles que, sin suda, te pueden beneficiar mucho para marcar una verdadera diferencia en el sector.

Consiéntelos

El siguiente paso que debes dar es ofrecer lo mejor de ti a través de todas las áreas de tu negocio. Generalmente en las Pymes es un poco más sencillo debido a que todas las áreas están orientadas al cliente, es decir, el nuevo cliente se encontrará con beneficios que lo obligarán a regresar para realizar otra compra. Pero para ello es importante que le ofrezcas promociones o algunos beneficios de tu programa de lealtad. Satisfaciendo de esta manera sus necesidades e intereses.

Conservarlos

Si realizas los puntos anteriores el cliente comenzará a comprar de manera continua o periódica en tu negocio. Aquí debes reforzar tus incentivos para que el cliente se sienta constantemente apreciado por el negocio. De tal forma que tendrás un cliente fiel, o mejor aún, un amigo incondicional para tu negocio.

SUSCRÍBETE A LA REVISTA IMPRESA A UN PRECIO ESPECIAL