Israel.- Cuando la muerte llega no siempre es posible despedirse de los seres queridos, sin embargo, las redes sociales podrían ser una buena opción para dejar un último mensaje a familia y amigos. Una empresa israelí lanzó un proyecto que permite a usuarios de Facebook grabar un mensaje para publicarlo tras su viaje al “otro mundo”.

Más noticias sobre Aplicaciones:
Una app que te junta con tu [email protected] secreto de Facebook
¿Odias Instagram? Una app para revertir sus efectos
Si a través de las redes sociales compartimos los momentos más importantes en la vida como nacimientos, bodas, graduaciones y aniversarios, ¿por qué no hacer lo mismo al morir? Puede sonar excesivo pero esta es la propuesta de la empresa Wilook, que lanzó en Facebook una interesante aplicación.

If I Die –Si yo muero- es un servicio de social media que permite a las personas con cuenta en Facebook grabar videos o escribir mensajes de despedida para ser publicados después de morir. El concepto de basa en la necesidad de la gente de tener una oportunidad para comunicar sus últimas palabras y dejar un mensaje memorable para sus seres queridos. Tras el lanzamiento de la app en 2011 se han registrado más de 200,000 usuarios en 42 países.

Sin embargo, la empresa ha ido un paso más allá lanzando el concurso If I Die First, que hará famoso al primer usuario de la app que fallezca.

Con una estricta política anti fraude, el concurso es inválido en caso de suicidio, y premiará al primer difunto con la difusión global de su mensaje a través de Mashable, líder de contenidos digitales con más de 20 millones de visitantes y otros medios en la red. Se estima que el ganador podría impactar a un estimado de 200 millones de personas.

Un concurso bizarro que no está tan fuera de la realidad, si pensamos en cómo las redes sociales y los medios digitales se han convertido en plataforma de comunicación e interacción social indispensable para millones de personas. Además el hombre siempre ha buscado, en lo más íntimo de su ser, lograr trascender en este mundo y no ser olvidado.

Por Nuri Cobos


Vía Ifidiefirst

SUSCRÍBETE A LA REVISTA IMPRESA A UN PRECIO ESPECIAL