3 productos que sólo compraría un Godínez

Si tienes tu vida llena de papeles, llamadas telefónicas, correos electrónicos, órdenes de trabajo y sobre todo muchos rumores en tu espacio de trabajo, entonces no hay duda: eres un auténtico Godínez.