El café es una de las bebidas más consumidas a nivel mundial. Según datos de la Organización de la Naciones Unidas para la Alimentación (FAO), actualmente se consumen más de 9.5 millones de kilos de café a nivel global, es decir, 94.6 por ciento más que hace 35 años.

Y pese a que se trata de un producto de alto consumo, varios países productores sufren serias efectaciones debido a los bajos precios que tiene al día de hoy el café.

De acuerdo con información de la agencia Reuters, este factor de precio ha tenido repercusiones en comunidades dedicadas a la producción de grano.

A tavés de un comunicado emitido por la Organzación Internacional del Café, presentado en el Foto Mundial de Productores de Café, se expuso que mantener un precio bajo de dicho producto afecta seriamente ya que empobrece a los productores, y al mismo tiempo pone en riesgo el futuro de esta industria.

Durante el mencionado foro, el mismo comunicado también expuso que esta situación amerita la atención inmediata, así como acciones que permitan la sostenibilidad económica de los caficultores y con ello vitar una crisis humanitaria, por lo que sugirieron enfocarse en un principio de corresponsabilidad y transparencia completa que garantice que la cadena de valor sea rentable.

Según información de Reuters, algunos caficultores han participado en cultivos ilegales a fin de tener mejores ingresos. Cabe decir que, a nivel global, hay alrededor de 25 millones de familias que cultivan café, quienes en su mayoría se dedican a pequeñas producciones.

Cifras de Grocery Headquarters e IRI, en Estados Unidos The Folger Coffe es el proveedor líder de café descafeinado en ese país, al registrar ventas de 86.5 millones de dólares, seguido de Private Label, Kraft Heinz y Starbucks con 53.7, 35.5 y 27.2 millones de dólares, respectivamente.


SUSCRÍBETE A LA REVISTA IMPRESA A UN PRECIO ESPECIAL