Las 7 lecciones de Disney para tu Plan de Content Marketing

2542

Disney es la compañía generadora de contenidos más importante del planeta. Su crecimiento en las últimas tres décadas ha sido sustancialmente mayor al que cualquier otra compañía en su misma industria pudiera soñar. Tan sólo durante el último trimestre del año pasado, obtuvo un beneficio neto de 4,423 millones de dólares, lo que representa un incremento del 78% con respecto al mismo período del año anterior. Su logro más reciente es el acuerdo de compra que cerró con  21st Century Fox, presuntamente por $71,300 millones de dólares, dejando atrás la propuesta de otro gigante en la contienda: Comcast.

Pero el tamaño y la influencia que ahora Disney tiene, no solo se deben a los grandes aciertos comerciales y adquisiciones que el conglomerado del famoso ratón ha tenido (principalmente en las dos últimas décadas), sino también a las fórmulas que aplica para cada uno de sus negocios, específicamente en el terreno de la creación de contenidos y storytelling. Pues son precisamente sus historias las que la han colocado dentro de las 10 marcas más queridas del mundo.

Aquí 7 lecciones que emplea Disney al crear contenidos, fundamentales también para tu plan de content marketing:

1. Define tu audiencia

Disney ha sabido desarrollar líneas de negocio para cada perfil de consumidor, pero lo que ha hecho mejor es definir claramente a su audiencia, tanto en sus películas como en sus parques temáticos y licencias, enfocándose no sólo en un perfil, como en el caso de los productos dirigidos a niños, en los que además apela al mercado de la nostalgia (padres), definitorio para licencias como Star Wars, Cars o Toy Story, por ejemplo.

2. Construye historias auténticas

Es importante seguir los pasos de tu competencia, pero no implementarlos. Cada marca debe ser única y tener un estilo e historia propios, eso definirá su personalidad y le dará un sitio único en el mercado.

3. Pon tu sello

Así como nuestra comunicación personal se caracteriza y distingue de las demás por el sonido de nuestra voz, su tono y nuestra imagen y comunicación no verbal, las historias de Disney tienen ese sello característico que las distingue aunque no veamos el logotipo al inicio de la película. En los contenidos de una marca, también debe existir un lenguaje específico, colores y formas que le den un rostro y personalidad.

4. Emplea valores universales

Disney emplea valores que son positivos en todo el mundo, como la amistad, el esfuerzo, el trabajo, el compañerismo, la lealtad y el amor. Reflejan una imagen positiva y apelan a las emociones, algo que puede tener más valía que un precio  bajo.

5. Crea un protagonista con el cual identificarse (que NO sea tu marca)

Muchas marcas cometen el error de poner a la propia marca como protagonista, cuando debería ser el recurso del héroe. El héroe es tu cliente, quien vence un obstáculo o logra un objetivo con la ayuda de tu marca, es ahí donde radica su valor. Nosotros nos identificamos con otras personas, no con marcas, nos vemos reflejados en el héroe que es humano, tiene fracasos y al final, logra sobreponerse y triunfar. La marca es sólo el conducto para llevarlo a cabo.

6. Sé inclusivo

Un tema muy importante hoy en día. Aunque tu marca no se dirija específicamente a determinado nicho de mercado, no quiere decir que éste no se deba respetar y tomar en cuenta, o que no sea importante para nuestro target. Descalificar a cierto segmento, aunque sea ajeno a nuestro objetivo, podría provocar que nuestros clientes potenciales nos descalifiquen a nosotros.

7. Respeta tu Storytelling, en todos sus escenarios

Para entenderlo mejor, pongamos un ejemplo: Star Wars es una historia que no sólo vive en las películas, también en los parques temáticos, en el merchandising de la marca, en su imagen y en todas las aplicaciones que ésta tenga con otras marcas. Se deberá adaptar a cada caso y canal de comunicación, pero sin perder su esencia ni la personalidad de sus personajes. Antes que nada, es importante respetar la historia de tu marca en todos los medios que esté para mantener su congruencia.

 

 

 

SUSCRÍBETE A LA REVISTA IMPRESA A UN PRECIO ESPECIAL