Por primera vez en la historia, un robot humanoide, cuyo nombre es Athena, viajó en un vuelo comercial de Lufthansa a Alemania, pero no como parte del equipaje sino como un pasajero que pagó por su boleto.

Más notas relacionadas:
Robots embajadores de marca y hasta empleados del mes
Domo Arigato Marketing Roboto
Mercadotecnia interactiva: Primer robot que platica contigo

De acuerdo con la cuenta oficial de Twitter del Aeropuerto Internacional de los Ángeles, Athena “llegó” acompañado de dos científicos.

En la imagen incrustada en la red social, se aprecia cómo el humanoide porta un pasaporte alemán, mientras comenzó el proceso de check-in en LAX.

Athena robot

Y aunque técnicamente, “cualquier cosa que pagué su asiento puede volar con los humanos”, la presencia de Athena en el avión sorprendió a los pasajeros, quienes no dejaron de observar al humanoide.

SUSCRÍBETE A LA REVISTA IMPRESA A UN PRECIO ESPECIAL