Lo digital se ha convertido en otro canal para que las marcas se comuniquen con sus consumidores, es por ello que el below the line es perfecto a la hora de hacer una campaña de marketing ya que permite unir los dos canales más importantes y es aquí donde las redes sociales cumplen otra función: acercar el producto con el público objetivo.

Tal actividad genera engagement con las personas y hace que recuerden a la marca por más tiempo, por lo que una buena activación debe ser completa en todos los sentidos, desde el espacio físico hasta el digital.

Para leer el artículo completo, suscríbete a la revista

SUSCRÍBETE A LA REVISTA IMPRESA A UN PRECIO ESPECIAL