El retailer Walmart evalúa el cierre temporal de sus tiendas en Oaxaca, debido a que 70 de sus tráileres con mercancías no pueden llegar a su destino, lo que se replicaría en Chiapas.

El abasto en las tiendas está en niveles críticos, como consecuencia de los bloqueos carreteros por parte de la Coordinadora Nacional de los Trabajadores de la Educación (CNTE).

Existen puntos de venta que reciben de uno a tres tráileres diarios no están recibiendo ni uno. En los centros de distribución hay mercancía que tampoco puede ser enviada al estado por el mismo motivo.

Walmart tiene en Oaxaca 37 puntos de venta, mientras que suman 51 en Chiapas.

Ante el posible cierre de tiendas, el retailer ejemplificó que las 15 Mi Bodega Aurrera en Oaxaca cuentan con un radio de abasto de 270 municipios; inclusive, la Bodega Aurrera de Puerto Escondido impacta en 30 municipios colindantes.

Miembros de la Sección 22 de la CNTE encabezaron este miércoles 20 bloqueos en carreteras que convergen en Oaxaca.

Desde hace 44 días, la disidencia magisterial impuso sus filtros en los tramos carreteros de mayor circulación, donde permite el paso a vehículos particulares y de alquiler.

Ante esta situación empresarios nacionales hicieron un enérgico llamado para que en Oaxaca se restablezca la paz, terminen los bloqueos y se reactive la economía.

Los dirigentes de organismos empresariales y civiles, como Coparmex y el Consejo Coordinador Empresarial, constituyeron un frente para la defensa del derecho de los niños a aprender además de solicitar mantener la mesa de diálogo entre la CNTE y las autoridades sin afectar a terceros.

Juan Pablo Castañón, presidente del CCE, detalló que algunas zonas de 200 mil habitantes son bloqueadas por 70 personas, 40 en la entrada y 30 en la salida, calificando a este pequeño grupo como secuestradores que cautiva a grandes grupos de la sociedad.

SUSCRÍBETE A LA REVISTA IMPRESA A UN PRECIO ESPECIAL