• Entre las actividades que se han suspendido hasta nuevo aviso figura la misa entre los católicos, la cual podrá hacerse de nuevamente con medidas diferentes.

  • La Arquidiócesis Primada de México reveló en un documento claro cómo será ir a misa en la nueva normalidad

  • Los estados con Semáforo Naranja pueden realizar misa de forma presencial con un aforo reducido al 30 por ciento.

Por el momento, en la mayoría de los estados en el país, la misa se celebra en las Iglesias sin aforo y se transmiten en vivo en redes sociales como Facebook, en el perfil de cada parroquia. Los domingos se transmite en televisión nacional a las 12:00 horas.

Sin embargo, en cuanto las autoridades den permiso de retomar las actividades en el Semáforo Naranja, se podrán realizar de forma presencial con un aforo reducido al 30 por ciento, cuando este en amarillo a 60 por ciento y en verde al 100 por ciento; además con medidas que deben cumplirse para evitar contagios.

Finalmente, la Arquidiócesis Primada de México reveló en un documento claro cómo será ir a misa en la nueva normalidad, con las medidas sanitarias que deben tomar las iglesias ante la pandemia.

Entre sus medidas destacan:

  • Las iglesias debe tener un solo acceso, medir la temperatura a las personas, ofrecer gel antibacterial y poner jergas humedecidas con desinfectante.
  • Separar bancas para que se respete la distancia y desinfectarlas antes de cada misa.
  • Bautismo sin señal de la cruz a la personas bautizada.
  • Confirmación con solo las personas involucradas; la unción se hará con guantes y un hisopo con punta de algodón o una bola de algodón, que después será quemadal.
  • Matrimonio deberá haber disminución del aforo.
  • Misa de difuntos con máximo 15 personas y en un lugar abierto.
  • Mayores de 65 años, embarazadas o personas con alguna comorbilidad se deben queder en casa y seguir las actividades a través de la televisión o internet.

    Imagen: Bigstock

Te recomendamos:

SUSCRÍBETE A LA REVISTA IMPRESA A UN PRECIO ESPECIAL