Ahora que tienes datos de tu consumidor, ¿qué hacer con ellos?

51
big data consumidor
big data consumidor

Tener datos de tu consumidor te puede ayudar a múltiples cosas, pero ya que los tienes es preciso definir qué hacer con ellos o qué aplicación tendrán.

El cúmulo de información que circula a través de la red es inmenso; diariamente millones de usuarios alrededor del mundo navegamos por Internet, descargamos imágenes, documentos, música, chateamos, vemos películas, accedemos a nuestras redes sociales, enviamos emails, entre muchas otras cosas, sin dejar de mencionar los datos que proporcionamos en bancos, encuestas en la calle, y otros sitios.

A todo este acervo de información lo conocemos como Big Data que, en términos generales, se refiere a cantidades considerables de datos que las empresas utilizan para el entendimiento del consumidor y toma de decisiones, y que además ayuda a optimizar su análisis, reduciendo costos.

De tal manera que, el concepto de Big Data aplica para toda aquella información que no puede ser procesada o analizada utilizando procesos o herramientas tradicionales.

Según datos de Econsultancy e IBM señalan que, en Estados Unidos, las fuentes de datos más usadas por empresas para entender el customer journey son online analytics y email data, con 80 y 72 por ciento, respectivamente.

Tener datos que describan, a detalle, las actividades del target, preferencias, hábitos de consumo en PDV, comercio electrónico y redes sociales, frecuencia de compra, entre muchos otros, hace que cada marca tenga un panorama más amplio y real de cómo es su consumidor. Sin embargo, el reto y siguiente paso es darle un uso correcto para los objetivos de negocio.

Ya que se tienen los datos, ¿qué sigue?

Segmentar adecuadamente la base de datos

Con los datos en mano, es necesario que éstos se segmenten, es decir, que determines el tipo de consumidor al que pertenecen, de dónde son o zona de residencia, definir quienes de esa base de datos son clientes potenciales, consumidores y quienes no serían clientes frecuentes, hábitos en Internet, y más categorización que te ayude a delimitar, de manera verza, a cada segmento de mercado.

Subir y actualizar continuamente tus bases de datos

Es preciso que con regularidad actualices los datos de tus clientes para seguir en comunicación constante con ellos. Teniendo esto hecho es más sencillo ubicar a tus consumidores y saber qué cambios han mostrado a lo largo del tiempo.

Elabora un plan de comunicación

Quiere decir que como marca debes aportar nueva información de tu consumidor y shopper para definir estrategias de marketing que ayuden a posicionar mejor tu empresa, impulsar ventas de manera innovadora, sin que se vea una venta literal, saber qué tipo de contenido generar que sea de su interés, y así tener su atención y preferencia.