Si los logos de las marcas fueran brutalmente honestos así serían

Las marcas siempre tratan de vender más que productos, ideas, por lo que en muchas ocasiones la su filosofía y su branding no corresponden con lo que realmente comercializan. Por lo tanto, los logotipos que son elementos fundamentales de su identidad no reflejan la realidad.