¡Por fin! Una verdadera campaña ecológica!

Creo que todos los que trabajamos en Marketing lo hemos vivido en más de una ocasión. Ese peculiar remordimiento al ejecutar una campaña BTL que incluye la entrega de miles de flyers o volantes.