El gobierno chino aprobó esta semana un nuevo marco normativo que restringe las aplicaciones de mensajería instantánea, esto es, que se limitará el libre flujo de información de los usuarios y por lo tanto su libertad de expresión en este tipo de servicios digitales.

Más notas relacionadas con Mercadotecnia interactiva:
Cerati y Bunbury invanden las redes sociales por su cumpleaños
5 películas que inspiraron al mundo de los videojuegos
Lanzamiento: El primer libro hecho con selfies

De acuerdo con la agencia de noticias Xinhua, a partir de ahora los usuarios están obligados a utilizar sus nombres en sus cuentas, ya que así cada quien es responsable de lo que publica en ellas. Además, se habilitará una especie de escáner para revisar los contenidos antes de su publicación.

La nueva legislación dice que si los usuarios violan la ley se restringirá su derecho a publicar y en casos extremos su cuenta será suspendida de forma definitiva.

Esta medida, según la agencia, ya había sido aplicada en el 2012 para Sino Weibo, una plataforma de microblog similar a Twitter.

Hasta el momento, el gobierno chino argumentó que el marco legal responde al cuidado de la seguridad pública, ya que con él se pretende evitar la publicación de mensajes con contenido violento, pornográfico o terrorista.

En tanto, el diario ABC reveló que con este norma 5.8 millones de personas que tienen cuentas de mensajería instantánea, como Tencent o WeChat, se verán afectadas.

Actualmente, China cuenta con 632 millones de cibernautas y casi 400 de ellos son usuarios del servicio de mensajería instantánea WetChat, según el diario El Comercio.

SUSCRÍBETE A LA REVISTA IMPRESA A UN PRECIO ESPECIAL