A inicios de año taxistas paralizaron el tránsito en algunas ciudades de Italia, debido a que el gobierno de su país no respondía a su demanda de regular los servicios de Uber.

Esto ocasionó una serie de huelgas en los principales aeropuertos, estaciones ferroviarias y lugares emblemáticos como las plazas de Venecia y Navoa.

Foto: @Mundo_ECpe
Enfrentamientos entre policías y taxistas en huelga contra Uber. / Foto: @Mundo_ECpe

Sin embargo, el Tribunal Civil de Italia falló a favor de los taxistas en su demanda contra Uber. De acuerdo a las autoridades italianas, la compañía que proporciona transporte privado por medio de su aplicación móvil compite deslealmente en el mercado de transporte privado.

Por esa razón,Uber deberá retirar sus servicios en toda Italia. En diez días —tiempo otorgado por el Tribunal para que Uber salga del país— la compañía tiene que quitar sus servicios como Uber Black, Lux, Suv, X y XL. En suma, la autoridad italiana también prohibió que la empresa se publicite en el país.

Competencia desleal

La principal razón de esta decisión, se debe a que Uber —según el Tribunal italiano— práctica un comportamiento anticompetitivo o también llamada competencia desleal. La cual consiste en actividades que puede hacer una compañía para aumentar su cuota de mercado, saltándose las reglas de un país o mercado.

Por ejemplo, una de esas prácticas puede ser:

  1. Dumping de precios, es decir, vender a un precio inferior al coste final del producto.
  2. Engaño, obviamente significa hacer creer a los compradores que el producto tiene un precio diferente al real, entre otros.

Por tal motivo, gracias al fallo, Uber tendrá que pagar una multa estimada en 10 mil dólares y cada conductor 100 dólares por cada dia que no acaten la orden.

Al respecto, la compañía dijo a través de un comunicado que la decisión del Tribunal no refleja los tiempos actuales, por lo que, recurrirá a un tribunal superior para revocar la sentencia que obstaculiza el trabajo de miles de conductores por medio de su aplicación. “El gobierno debe decidir si permanecer anclado en el pasado o permitir que los italianos puedan beneficiarse de las nuevas tecnologías como Uber”, precisó la compañía.

SUSCRÍBETE A LA REVISTA IMPRESA A UN PRECIO ESPECIAL