Compañías automotrices que tienen operaciones en México confirmaron que mantendrán sus inversiones en el país, al contrario de otras como Ford que cancelan proyectos.

El presidente de la alemana Audi Norteamérica, Scott Keogh, confirmó que no cerrará su planta en Puebla, pues ésta abastece a sus mercados en Norte y Sudamérica, además de Europa y África.

Por su parte, Ludwig Willisch, presidente de BMW Norteamérica, aclaró que mantendrá sus planes de inversión en México, así como su nueva planta en San Luis Potosí, ya que es parte de su red de producción global.

El director de marca de Volkswagen México, Iñaki Nieto, precisó que continuarán con sus planes de nuevos modelos, como los cambios al Up, el lanzamiento de Tiguan y Atlas, la nueva camioneta de la firma.

La semana pasada, Ford anunció que cancelaría la inversión de 1,600 millones de dólares para una nueva fábrica en San Luis Potosí, en favor de expandir su planta en Michigan.

El presidente electo de los Estados Unidos, Donald Trump, aplaudió la decisión, como parte de sus amenazas a empresas estadunidenses y extranjeras de invertir en su país en lugar de México o, de lo contrario, pagar impuestos.

Audi produjo 1.8 millones de automóviles durante 2015, de acuerdo con datos de Statista.

Por su parte, en ese mismo año, Volkswagen produjo 10 millones de unidades.

BMW, en tanto, produjo 2.17 millones de vehículos durante 2014.

SUSCRÍBETE A LA REVISTA IMPRESA A UN PRECIO ESPECIAL