Sin sonrisa no hay venta

2691

En más de una ocasión todos nos hemos encontrado alguna persona muy seria o mal encarada que nos ha atendido en algún proceso de compra.

Cuando esto ha sucedido nuestro cerebro no se conecta con la persona y mucho menos con la marca, muchas empresas premian a sus colaboradores por la calidad en su atención al cliente, estas empresas si entienden la importancia del servicio.

Sonreír es mucho más que un acto de cordialidad, expresar una sonrisa significa abrir una puerta de confianza hacia el cliente o prospecto, existen investigaciones científicas que han demostrado la importancia de este bello gesto emocional, De acuerdo con un estudio realizado por la Universidad de Indiana (EE.UU.), la sonrisa real es aquella que permite que movilicemos unos 400 músculos, al realizar esto,  relajamos los músculos tensos de nuestra cara y cuerpo, además se reducen las hormonas que causan el estrés, se disminuye la presión sanguínea y esto contribuye a aumentar la absorción de oxígeno en la sangre lo cual incrementa el nivel de energía, por tanto, el simple “ejercicio” de sonreír ayudar a quemar calorías.

Sonríe y vende

Sin importar nacionalidad, credo, idioma raza o inclusive época en historia de la humanidad “La risa significa alegría y felicidad“.

Y por si fuera poco, sonreír estimula la producción de endorfinas, neurotransmisores que producen placer y un efecto analgésico (son consideradas como la morfina natural del organismo).

Hacer reír a tu cliente o prospecto es el premio mayor, ya que en ese momento la conexión se maximiza al existir en sus organismos la liberación de dopamina, una hormona que genera sensaciones de placer y felicidad.

A todos los seres humanos nos gusta rodearnos de personas que nos hagan sentir bien, que compartan con nosotros momentos agradables.  Un excelente vendedor crea lazos de unión y confianza, aún en momentos que a pesar de ser brevemente efímeros, nos han hecho sentir tan bien, que invariablemente nos hacen regresar.

Ten en cuenta que los grandes vendedores no proveen productos o servicios, proveen experiencias, llenan vacíos y eliminan miedos.

Para una sonrisa sincera, procura hacer lo siguiente:

  1. Levanta los pómulos.
  2. Baja un poco las cejas (entre cerrando los ojos).
  3. Muestra tus dientes.
  4. Emite un muy breve suspiro
  5. Siéntete cómodo.

Invariablemente, tu cerebro reconocerá los movimientos y empezará la liberación de los neurotransmisores antes mencionados y la liberación de energía positiva, al estar frente a otra persona de inmediato de podrían  activar las tan mencionadas neuronas espejo y a partir de aquí inicia todo.

Sonrisas para ti Y MUCHAS VENTAS #EstamosConectados.

 

 

 

SUSCRÍBETE A LA REVISTA IMPRESA A UN PRECIO ESPECIAL