• De acuerdo con el Banco de México, para el mes de abril se sumaron 2,861.83 MDD en remesas.

  • Según datos de la Secretaría de Salud, se estima que México ha sumado hasta el momento 90,664 casos confirmados de COVID19.

  • Citi prevé que a raíz de la pandemia de coronavirus los envíos mundiales de dinero caerán 100,000 MDD.

Mientras que para marzo del 2020 se recibieron 4,016.12 MDD en remesas (lo cual representa un máximo histórico), para abril de este año, y como previeron muchos analistas, este tipo de envíos comenzó a caer considerablemente ante el contexto global que se vive a raíz del coronavirus COVID19. De hecho, de acuerdo con una primera estimación del Banco de México, tan sólo se habrían logrado sumar 2,861.38 MDD en envíos, 2.6 por ciento menos de lo que se obtuvo para el mismo mes pero del 2019.

Según el reporte presentado el día de hoy, lunes primero de junio, por el Banco de México el número de envíos realizados cayó un 4.7 por ciento anual para el mes de abril; sin embargo, y en contraste, el envío promedio fue 2.2 por ciento superior a lo que hubo para el año pasado.

Es importante mencionar que a pesar de que la caída en la cantidad de remesas recibidas para los primos meses del 2020 es significativa, lo cierto es que en el primer cuatrimestre del año se acumularon 12,158.51 MDD, un 12.7 por ciento más respecto al mismo periodo del 2019, año que, en total, se generaron 36,048 MDD, un 7.04 por ciento más que en 2018.

Uno de los principales motivos por los cuales cayeron las remesas en el primer cuatrimestre del 2020 es por la caída en empleos en Estados Unidos provocados por el coronavirus COVID19 y las medidas de confinamiento que se han tomado para frenar los contagios, lo cual provocó la suspensión de operaciones de muchas empresas en dicho país.

Sin embargo, la caída en la cantidad de remesas a causa del COVID19 no es una situación exclusiva de México, sino que de acuerdo con proyecciones realizadas por Citi se estima que habrá una caída acumulada de 100,000 MDD en estos envíos para el 2020, lo cual puede provocar efectos negativos principalmente en las economías en vías de desarrollo.

SUSCRÍBETE A LA REVISTA IMPRESA A UN PRECIO ESPECIAL