El mercado de lujo a nivel mundial ha incrementado su valor en los últimos años. Los datos más recientes de Kantar indican que las diez marcas de lujo valen en conjunto alrededor de 171 mil 300 millones de dólares en 2019, una cifra superior (29 por ciento) respecto al año anterior.

Esto responde a la demanda de productos y servicios del más alto nivel, principalmente impulsado por segmentos como los millennials y la generación Z, que según los reportes más recientes de Deloitte, se caracterizan por asociar el lujo con exclusividad.

Uno de los acuerdos más importantes de la industria de lujo es el que realizó el grupo francés LVMH (Louis Vuitton Moët Hennessy) para adquirir la firma estadounidense Tiffany & Co por 16 mil 200 millones de dólares, siendo la mayor compra del grupo francés.

Con esta estrategia, LVMH fortalecerá su presencia en el mercado estadounidense, sin embargo, el gran reto del grupo es hacer frente a las dificultades del mercado debido a la guerra comercial entre Estados Unidos y China. Cabe señalar que el mercado chino representa el 32 por ciento del consumo global de productos de lujo, según datos de Bain & Company, siendo los millennials el principal segmento de mercado. Una de las tendencias del merado de lujo chino, según Launch Metrics, es la búsqueda de productos de edición limitada, así como servicios especializados como la entrega “con guantes blancos”.

Sin embargo, debido a la cercanía entre Estados Unidos y México, hay que señalar que el mercado mexicano es actualmente el mercado de productos de lujo más grande de América Latina, según datos de Euromonitor International, se espera que México registre un crecimiento del 32 por ciento en ventas hacia 2022, en otras palabras, alcanzará una cifra cercana a los 10 mil millones de dólares. El factor detonante de la compra de estos productos son “las emociones”, según la firma consultora.

Te recomendamos:

SUSCRÍBETE A LA REVISTA IMPRESA A UN PRECIO ESPECIAL