El auge del comercio electrónico en Estados Unidos sigue revolucionando la industria de retail, cambio que algunas marcas no han sabido sobrellevar.

Desde el cierre de 2016 y durante el primer tercio de este año, las noticias sobre el cierre de decenas de PDV de grandes marcas de ropa y retailers no cesaban, y hasta la fecha el atractivo del comercio electrónico y las compras constantes mediante tiendas online, son factores que han permitido el crecimiento del e-commerce.

Tan sólo en ese país, Amazon reportó 46,660 millones de dólares en ventas durante 2016, convirtiéndose así en el líder del comercio electrónico en aquel país, muy por encima de tiendas como Walmart que ocupó el segundo lugar con 12,730 millones de dólares.

3 razones por las que el shopper estadounidense regresa a los Puntos de Venta

Si bien para algunas marcas ya no hay vuelta atrás al intentar reabrir sus PDV, nuevas generaciones de compradores están reconsiderando el modelo de tienda tradicional y regresar a las compras en establecimientos físicos.

Y es que marcas como Abercrombie & Fitch y America Eagle Outfitters, por mencionar algunas, han encontrado la forma de regresar a los shoppers a las tiendas tradicionales y volver a ser una opción viable de compra en Estados Unidos.

¿Qué estrategias de marketing llevan a cabo para cautivar al comprador?

  1. Ropa de calidad y diseños exclusivos: Algo que los jóvenes buscan en aquel país es la exclusividad en lo que visten y calidad de la prenda, por lo que ya hay marcas de ropa que están apostando por darle prioridad al diseño, estilo y manufactura de sus prendas para cumplir con las expectativas de sus clientes. Ahora las promociones no son lo más importante, sino mostrar y disponer de las últimas tendencias en moda.
  2. Programas de lealtad: Ambas marcas mencionadas han recurrido a un rediseño de este tipo de programas para que las nuevas generaciones de consumidores aprovechen las facilidades y beneficios que ofrece. El programa de lealtad de Hollister ya cuenta con 6.6 millones de miembros, a sólo un año de haber comenzado sus operaciones. Datos de Nielsen revelan que, a nivel mundial 72 por ciento de los consumidores estarían dispuesto a gastar más en un establecimiento con un programa de esta naturaleza.
  3. Tiendas de menor tamaño: Formatos de PDV de menor tamaño, así como la decoración y visual merchandising son la tercera acción que algunas marcas ya emplean para generar interés en el target y cautivarlo mediante un diseño de tienda innovador y que conecte con sus clientes, con una apariencia fresca y juvenil.