En la dinámica actual del sector retail, las tiendas minoristas son impulsadas a ofrecer el mejor servicio al cliente y, a su vez, se ven obligadas a transformarse para permitir compras sin interrupciones, con la finalidad de brindar una experiencia de compra positiva.

Las tiendas minoristas han determinado que la experiencia de compra se está convirtiendo en un factor diferenciador de la industria. De acuerdo con el reporte Future of retail de Motorola Solutions, 74 por ciento de los minoristas encuestados suponen que la experiencia de compra es un factor fundamental que determinará el futuro de su negocio, ya que las plataformas digitales son clave para mantener una interacción constante con el cliente y a la vez son generadoras de ventas a través del comercio electrónico.

Hoy en día cualquier usuario de internet tiene acceso a un sin fin de ofertas digitales. Sin embargo, la oferta disponible aún requiere adaptarse a las necesidades del consumidor, se trate de la experiencia en las plataformas, el servicio omnicanal o los métodos de pago disponibles, por mencionar algunos ejemplos.

A propósito, una encuesta publicada en el reporte Customer expectations hit all Time highs de Salesforce, muestra que 76 por ciento de los encuestados dijeron que esperan que las empresas entiendan sus necesidades. De tal forma que el cliente espera una experiencia de compra sólida, y además se muestra que la experiencia que brindan las marcas líderes del sector se está convirtiendo en un punto de referencia para otras empresas, ya que ese tipo de tiendas está habilitando servicios y productos que responden a las necesidades y expectativas actuales del consumidor.

Los clientes pueden elegir entre una multitud de tiendas en línea y establecimientos físicos, pero la experiencia de compra es un factor que priorizan, sobre todo que está ganando su lealtad debido a que tienen el servicio que desean.

Te recomendamos:

SUSCRÍBETE A LA REVISTA IMPRESA A UN PRECIO ESPECIAL