De acuerdo con el estudio de Ipsos “Pagos por móvil en España”, el 58% de los usuarios españoles de smartphones pagaría a través de su móvil en el próximo año, frente al 35% que declara hacerlo en la actualidad.

Además, la adopción de este nuevo formato “cashless” no sólo aumentará en cuanto al número de nuevos usuarios, también se duplicará/diversificará el tipo de compras, pasando de una media de cuatro usos actuales a nueve.

Con base en el estudio, a medida que se implante la tecnología NFC en comercios y terminales, y se desarrollen las diferentes modalidades de pago, uno de cada dos usuarios lo integrará en su consumo cotidiano, fundamentalmente para compras en supermercados (58%) y para entradas y espectáculos (57%).

En este sentido, las compañías de medios de pago y entidades financieras son las que más confianza generan en los consumidores a la hora de realizar transacciones en pagos Contactless o NFC por móvil.

Hay que decir que el pago desde el móvil en plataformas de E-commerce o via apps es ya relativamente frecuente, el pago en establecimientos comerciales a través de tecnologías NFC o Contactless todavía es muy incipiente.

El pago móvil en el país ibérico se encuentra en un momento de inflexión, y en muy poco tiempo, una vez las redes comerciales adapten su tecnología y las alternativas existentes ofrezcan una experiencia de usuario sencilla y segura.

m-commerce

Fotos: Bigstockphoto

SUSCRÍBETE A LA REVISTA IMPRESA A UN PRECIO ESPECIAL