La penetración de dispositivos móviles para hacer compras online, así como las comodidades y ventajas que ofrece, han hecho del comercio electrónico un canal indispensable no solo para las empresas y clientes, sino también para la economía interna.

Solo en 2017, el valor de mercado del e-commerce en México rebasó los 300,000 millones de pesos, de acuerdo con cifras de la Asociación Mexicana de Venta Online (AMVO).

Entre los tipos de negocio que ahora yacen en el canal digital, destaca la industria de retail, que tras dar el salto del canal tradicional al digital y con otros minoristas que nacieron en línea han logrado hacer crecer este sector. Solo en ventas generadas por retailers, Euromonitor estima 121,480 millones de pesos para el año 2020.

Categorías líderes en el comercio electrónico

Así como en el canal tradicional hay ciertas categorías y productos que reportan mayor rotación, en e-commerce también destacan ciertas categorías, esto gracias a la preferencia de compra de los clientes online.

El Reporte “Hábitos del comprador en línea 2018”, elaborado por la AMVO y Netquest muestran que durante este año han sido 6 las categorías con más compras reportadas.

  1. Productos (ropa, calzado, electrónicos, muebles, etc.): 53%
  2. Contenido digital y suscripciones (películas, libros, etc.): 47%
  3. Servicios (transporte, comida, etc.): 44%
  4. Entretenimiento (boletos, cine y más): 33%
  5. Viajes y turismo: 29%
  6. Supermercado: 21%

Aun cuando los servicios no son la primera categoría de mayor demanda en e-commerce en el país, sí han logrado incrementar su preferencia y han contribuido de forma importante en el crecimiento de este canal.

De acuerdo con el estudio “Retos del Ecommerce 2018”, realizado por la agencia The Cocktail México, señalan que la participación de mercado de los servicios en el comercio electrónico del país es de 54 por ciento, siendo el transporte urbano el de mayor demanda con 37 por ciento.

 

SUSCRÍBETE A LA REVISTA IMPRESA A UN PRECIO ESPECIAL