Para favorecer la recordación y dar muestra de agradecimiento a los consumidores, los artículos promocionales han sido una acción de marketing recurrente para lograr estos fines, y es que además de funcionar como un producto que beneficia el recuerdo de cierta empresa y productos, también ayuda a incentivar en el cliente la intención de compra.

Y cuando se podría pensar que esta forma de hacer marketing ha disminuido, lo cierto es que su importancia entre las marcas, así como en el target va en aumento, esto gracias a las innovaciones, creatividad y disrupción que caracterizan a muchos de estos artículos.

Te sugerimos: Estas son 5 tendencias en artículos promocionales este 2019.

Datos de la Asociación Mexicana de Profesionales de los Promocionales en México (Amppro), indican que el valor del mercado de la industria de promocionales equivalía a 1,700 millones de dólares, solo en 2016, con un ritmo de crecimiento del 6 por ciento, lo cual da cuenta de su relevancia.

¿Por qué podría no ser interesante un promocional para el consumidor?

A pesar de que para un 54.9 por ciento de los consumidores en México un promocional sí influye en su decisión de compra, según el Departamento de Investigación de InformaBTL, esto no siempre sucede, y más cuando los promocionales no resultan tener el suficiente impacto en el target como para llevarlos a adquirir un bien o servicio de la marca en cuestión.

¿Qué hace que un artículo de este tipo no llame la atención del cliente?

Como primera causa destaca la entrega de un artículo muy convencional, y es que si bien los bolígrafos o cilindros siguen vigentes, no necesariamente son los que el consumidor en México desea recibir, pues según dicho departamento, durante 2018, las memorias USB eran los promocionales que más querían recibir los mexicanos.

Un diseño simple podría ser otro factor, más cuando el cliente demanda valores agregados en el promocional.

Una falta de personalización del promocional es otra razón por la cual también sería poco atractivo, pues dar un artículo con el nombre del consumidor, que tenga elementos diferentes al resto, son cosas que lo diferencian y provocan que el consumidor lo valore más.

Poca funcionalidad, y además con un mal diseño, es otro motivo que puede desanimar al público, sin dejar de mencionar que puede ser suficiente para tirarlo, lo cual afectaría la recordación de la marca e intención de compra.

Puedes consultar: ¿Cómo generar lealtad hacia la marca, mediante artículos promocionales? (+Whitepaper).

Aunado a esto, la mala calidad de los materiales con que está hecho el promocional, así como un proceso de fabricación deficiente, resulta ser otra razón de peso para que el consumidor no reciba o conserve uno de estos artículos.

En agosto se publica la siguiente edición del Estudio Anual de Artículos Promocionales, por lo que te invitamos a participar, llenado el siguiente formulario.

SUSCRÍBETE A LA REVISTA IMPRESA A UN PRECIO ESPECIAL