Nuestro venue de la semana es el Museo Nacional de Historia Castillo de Chapultepec

Este espacio es uno de los más representativos en la Ciudad de México

546

Hay lugares que no sólo son totalmente icónicos de la Ciudad de México, sino que también son únicos en prácticamente todo el mundo. La capital del país, que en otro momento fue conocida como la Ciudad de los Palacios, cuenta con algunos recintos que, por su arquitectura y su contexto, han sido reconocidos internacionalmente. Uno de ellos es el actual Museo Nacional de Historia Castillo de Chapultepec, el cual se encuentra en la cima de uno de los montes que se encuentran en uno de los pulmones más grandes de la urbe. Este sitio es precisamente nuestro venue de la semana.

La historia del Castillo de Chapultepec, como es conocido coloquialmente, se puede remontar hasta la época prehispánica, puntualmente con los mexicas (aunque cabe decir que hubo asentamientos humanos anteriores a la de dicho pueblo). El cerro del Capulín (donde se encuentra el recinto), fue considerado como un punto estratégico por la vista que ofrece del Valle de Anáhuac.

Construido por orden del virrey Bernardo de Gálvez en el año de 1785, este recinto sirvió en primera instancia como un recinto de descanso para los mandatarios que eran impuestos por la monarquía española. Después de pasar por distintos usos, el Castillo de Chapultepec fue destinado a ser el Museo Nacional de Historia, por decreto presidencial del general Lázaro Cárdenas, de acuerdo con datos de México desconocido.

El Castillo de Chapultepec cuenta con tres principales secciones: el alcázar, la sala de exposiciones temporales y el antiguo Colegio Militar, en las cuales se encuentran distintos objetos como pinturas, mueblerías, entre algunos otros, de distintos momentos de la historia de México.

Entre los servicios que ofrece, cuenta con una videoteca, con una tienda, una fonoteca, espacios para eventos culturales, recintos para eventos educativos, además de que también tiene una biblioteca.

Abierto de martes a domingo, la entrada al museo es de 70 pesos por persona, aunque el último día de la semana el pase es gratuito.

SUSCRÍBETE A LA REVISTA IMPRESA A UN PRECIO ESPECIAL