• ¿A las marcas les convienes ofrecer productos inclusivos y que derriben estereotipos de género? Un estudio reciente ha determinado que sí.

  • De acuerdo a un estudio publicado por Journal of Adversiting Research, las marcas que en su publicidad derriban estereotipos de género y colocan mujeres en roles de hombres son bien aceptados por los consumidores.

  • Un estudio de Euromonitor determinó que una de las tendencias actuales, en general, es exigir que las marcas sean más éticas y se preocupen abiertamente de su papel en la sociedad.

Tenemos que asumir que el consumo es un elemento vivo y en constante cambio. Los valores de los consumidores se están renovando cada tanto y a partir de éstos las empresas se tienen que adaptar. Partiendo de éstos tienen que evolucionar y diseñar productos y estrategias para seguir vigentes en el mercado.

Las preocupaciones de los consumidores siempre tienen ciertos temas sobre la mesa, ciertos tópicos que calificaron de bueno o malo, de acuerdo a su propia subjetividad, y que les hará tener fidelidad con las marcas , o desecharlas en todo caso. Un estudio de Euromonitor determinó algunas tendencias en consumo y prioridades de los consumidores para el año 2020.

Dicho estudio concluyó que una de las tendencias actuales, en general, es exigir que las marcas sean más éticas y se preocupen abiertamente de su papel en la sociedad. Los consumidores actuales, según este estudio, exigen productos que sean realmente diversos e inclusivos.

Pero, ¿a las marcas les conviene ofrecer productos inclusivos y que derriben estereotipos de género? Un estudio reciente ha determinado que sí.

También puedes leer:

Ser inclusivos desde las marcas

De acuerdo a un estudio publicado por Journal of Adversiting Research, las marcas que en su publicidad derriban estereotipos de género y colocan mujeres en roles de hombres son bien aceptados por los consumidores.

Cuando la publicidad y las marcas cuestionan esos estándares de género el consumidor contempla de mejor manera a las marca, crea una cercanía con ellas. La investigación determinó que de las 224 personas que formaron parte de la investigación, la mayoría sintió más empatía con las marcas que cuestionaban los roles de género.

El estudio de la compañía subraya que “el retrato no estereotipado de los roles ocupacionales es uno de los muchos recursos, junto con la creatividad o la inversión publicitaria, que los anunciantes pueden utilizar en su propio beneficios para ganar enteros los ojos del consumidor”.

El nuevo consumidor

Una actitud común en cualquier tipo de consumidor es que éste ya cuenta con una carga de valores y conceptos, naturalmente buscará marcas y preceptos que empaten con lo suyos.  Es decir, siempre está en busca de justificar sus propios conceptos, buscar argumentos que justifiquen sus actitudes y posturas.

La cercanía de ideas es un elemento importante, pues los consumidores están mucho más dispuestos a inclinar su confianza en marcas que manejen la publicidad que sea cercana a su forma de vida.

El estudio de Journal of Adversiting Research lo describe perfectamente: “Sintiéndose más cercano a las personas retratadas en los anuncios el consumidor se siente más predispuesto a otorgar su voto de confianza tanto a la publicidad como a los anunciantes que hay parapetados detrás”.

SUSCRÍBETE A LA REVISTA IMPRESA A UN PRECIO ESPECIAL