Jorge Letayf, director de mercadotecnia de RE/MAX México, comparte una serie de tips prácticos para convertir una llamada telefónica en el mejor aliado.

Aunque las nuevas tecnologías han dado a las marcas y profesionales la oportunidad de conectar con sus clientes, la realidad es que el poder de una llamada telefónica no está en duda.

Contactar con el cliente vía telefónica puede ser especialmente efectivo si la llamada se lleva con inteligencia para entregar valor.

En la labor de los agentes y asesores inmobiliarios, una llamada telefónica bien hecha o tomada puede ser la diferencia entre cerrar un buen trato o perder a un cliente para siempre.

En este sentido, Jorge Letayf, director de mercadotecnia de RE/MAX México, comparte una serie de tips prácticos para convertir una llamada telefónica en el mejor aliado del asesor inmobiliario.

Cuando tú llama

Prepara tu llamada

Específica con  claridad el objetivo de la llamada para que seas concreto. “Si no agendaste la llamada, pregunta si es buen momento para hablar y que serás muy breve”, puntualizó el director de RE/MAX México.

Actitud

A decir de Jorge, lo mejor es realizar “realiza la llamada de pie, esto ayuda a que el diafragma, donde se siente y se externa la voz, se abra y permita mayor fluidez y un mejor tono. Si te encuentras sentada, éste se oprime y no permite mayor impacto en la voz. Recuerda sonreír mientras hablas, una buena sonrisa se transmite hasta por teléfono”.

Cuando recibes la llamada

Notifica si es buen momento

Es posible que la llamada del cliente llegue cuando estas con otra persona de internes profesional. Notifica a ambos sobre la situación y busca la oportunidad para regresar la llamada lo antes posible.

Escucha empática

Es importante ponerse en el lugar de la otra persona, lo que implica una concentración absoluta en las necesidades del cliente. Muchos expertos recomiendan que siempre tengas a la mano una libreta y pluma para anotar lo que tu cliente te está comentando.

Cuida tu humor

“El enojo, la ira o el mal humor, son estados de ánimo que se reflejan en una llamada telefónica, así que si es necesario coméntale a tu cliente que le regresarás la llamada y tómate unos minutos para relajarte, si puedes siéntate cómodamente relaja brazos y piernas y respira profundo para poder continuar con tu día”, concluyó el directivo de REMAX..

SUSCRÍBETE A LA REVISTA IMPRESA A UN PRECIO ESPECIAL