La mejor forma de generar valor agregado a un producto, captar la atención del consumidor —desde el inicio de la ruta de compra y hasta llegar al punto de venta—, modificar su decisión de compra en el canal e incluso robarle —en sentido figurado— mercado a la competencia, es a través de la implementación de promociones.

Notas relacionadas:
5 pros de ligar un servicio CRM con las promociones: Movistar
Las 10 promociones que hicieron historia en 2014
Promociones que te convierten en vocero de marca y te pagan un viaje

Para que las promociones cumplan esos y otros objetivos de marca, deben aportar algo verdaderamente valioso al consumidor, ya que de no hacerlo, el impacto puede ser contraproducente y perder credibilidad ante el público meta, restar fidelidad en los consumidores ya cautivos y en términos generales, tirar la venta.

Las promociones en el entorno mexicano

De acuerdo con el estudio más reciente realizado por el Departamento de Investigación de InformaBTL, las grandes marcas destinaron durante el 2014 sólo el 10.43 por ciento de su presupuesto BTL a la implementación de promociones, porcentaje que equivale aproximadamente a 4 mil 490 mdp. 

Los datos del Departamento de Investigación revelan que, pese a la efectividad comprobada de las promociones y la percepción que los principales artífices del marketing tienen en torno a su aporte a los objetivos de una marca; los montos de inversión han disminuido considerablemente en el último lustro. 

Consulta el texto completo en la versión impresa. ¡Suscríbete aquí!

SUSCRÍBETE A LA REVISTA IMPRESA A UN PRECIO ESPECIAL