Bélgica.- Bpost es una compañía de paquetería que decidió mostrar la efectividad de sus entregas a través de una acción interactiva que invitaba a los usuarios a comprar usando un aparador de verdad conectado a la web.

Más notas sobre Mercadotecnia Interactiva:
Absolut Vodka presenta Unique People
Tecnología GPS para atrapar ladrones

La marca abrió una tienda temporal en el centro de Bruselas, donde la gente podía encontrar diferentes productos, desde smartphones hasta cafeteras, sin embargo las compras sólo podían hacerse a través de Internet y haciéndolo lo más rápido posible, pues el precio de todos los productos aumentaba cada segundo.

Esta estrategia hacía que los usuarios se apresuraran a comprar para detener el reloj lo antes posible y antes de alguien más lo hiciera; una vez confirmada la transacción, el paquete partía hasta el domicilio del comprador con la promesa de llegar en menos de 24 horas.

La campaña elevó el awareness de la marca en 65%, durante seis días se registraron 260 mil visitantes únicos al sitio web y en promedio de vendieron ocho artículos cada hora.

SUSCRÍBETE A LA REVISTA IMPRESA A UN PRECIO ESPECIAL