Las “crisis marketeras” se refieren a las situaciones que nos exponen a una serie de cambios ya sean profundos, repentinos y hasta violentos. Las crisis pueden darse tanto adentro de la empresa como fuera de ella, pero en ambos casos siempre traen consecuencias trascendentales.

Más notas relacionadas:
Tesco con crisis interna y despidos programados
Sony podría estar en crisis tras recorte de personal
Barbie posible responsable de la crisis económica en Mattel

Cuando se da dentro de la empresa por lo regular modifica la estructura organizacional, ya sea por una cuestión comunicacional, de producto, o incluso accidental.

En cambio, si la crisis ocurre afuera, generalmente en las redes sociales, son las audiencias las que están directamente involucradas.

De acuerdo con Guillermo Pérezbolde, fundador de Mente Digital, existen tres tipos de crisis:

Inmediatas. No hay tiempo para investigar y requieren de una pronta atención. .

Desarrollo. Todavía disponemos de tiempo para investigar y planificar, no se han sentido las consecuencias.

Permanentes o crónicas. Las continuas apariciones en los medios de comunicación mantienen viva la crisis. Usuarios que constantemente atacan a la organización, otras asociaciones rivales, etcétera.

Foto: Shutterstock

SUSCRÍBETE A LA REVISTA IMPRESA A UN PRECIO ESPECIAL