A pesar de los cambios e incertidumbre que en México se vive ante el actual panorama económico, muchas empresas han sabido afrontar diversas situaciones y, lejos de prescindir del marketing BTL, lo han hecho un aliado para su promoción y branding. Y como parte de este sector, las activaciones siguen como una de las estrategias favoritas de las marcas, así como de los propios consumidores.

Mediante una activación es posible llegar al consumidor de una manera disruptiva, esto gracias a diversas dinámicas en las que se busca fomentar la participación de los asistentes y con ello favorecer la recordación y promoción de marca.

En 2018, las activaciones se posicionaron, nuevamente, como la estrategia de marketing BTL con mayor inversión del total de capital invertido en esta industria, ya que de los 55,291 millones de pesos destinados a Below The Line en el país, un 30.3 por ciento se utilizó en el diseño y ejecución de activaciones, siendo así la disciplina que más dinero recibe, de acuerdo con el Departamento de Investigación e InformaBTL.

Lo que no debe omitirse al hacer una activación de marca

Para el desarrollo de una activación, es imprescindible que toda marca tome en cuenta diversos elementos o puntos básicos que le permitan llevar a cabo esta acción de marketing de manera eficiente, a fin de conectar con el consumidor e impactar positivamente en la empresa que la realiza.

En este sentido Sandra Alvarado, gerente senior de Confites México mencionó en entrevista para InformaBTL que identificar insights clave es básico para la creación de activaciones efectivas.

Mencionó que para conseguir esta información, las redes sociales se han vuelto un medio y herramienta funcional, ya que a través de ellas es posible conocer al cliente de manera más detallada y saber, casi en tiempo real, lo que le gustaría recibir de sus marcas favoritas, información que contribuye al desarrollo de estrategias mejor segmentadas.

También comentó que hacer una correcta selección del espacio donde se llevará a cabo es clave, por lo que hay que considerar el tipo de público al que va dirigida, horario, dinámica, objetivos y el número estimado de personas que se desea participen de la activación.

Así mismo dijo que para fomentar el involucramiento del target es necesario que existan promotores o personas encargadas de incentivar su participación, así como para explicar de qué va la dinámica.

SUSCRÍBETE A LA REVISTA IMPRESA A UN PRECIO ESPECIAL