El inventario total de espacios publicitarios  disponibles en aplicaciones móviles (apps) podrí­a rebasar al existente en internet según un estudio reciente de la empresa Flurry. Datos de la misma fuente indican un crecimiento de inventario de $500 millones a 1,000 millones de dólares americanos.

El reto estará en llenar estos espacios con anunciantes dispuestos a pagar por un valor aceptable por click. “Tener publicidad en una aplicación se ha vuelto el estándar para buscar rentabilizar los proyectos móviles, el reto está en contar con la fuerza de ventas para colocar esos espacios de manera rentable” comentó Jack Ades, Director de operaciones de Klein und gross agencia especializada en imagen digital.

Los datos más optimistas de la firma citada ubican el inventario total de anuncios en móviles en los Estados Unidos de Norteamérica en 4.5 mil millones de dólares. La consecuencia inmediata será la necesidad de establecer presupuestos independientes para plataformas móviles, será indispensable saber en que app pautar y para lograr eso los creadores de apps deberán entregar mejores estadí­sticas y no sólo descargas, comentó Ades.

Esto sucede en un momento en que las agencias de Below the line apenas comienzas a integrar esfuerzos digitales y que este nuevo inventario podrí­a poner en riesgo la percepción de valor que un app tiene para una marca.

SUSCRÍBETE A LA REVISTA IMPRESA A UN PRECIO ESPECIAL