Isla del Coral

Este paraíso de arena blanca está ubicado a tres kilómetros de Playa de Guayabitos es una reserva ecológica con una gran variedad de flora y fauna entre las cuales se puede observar tortugas, pelícanos, gaviotas, pájaros bobo, entre otros. También es zona de arrecifes de coral, por lo que la práctica de buceo y esnórquel es recomendada.

Playa del Toro

Por otro lado, la Playa del Toro es un lugar paradisiaco que cuenta con aguas azul turquesa, con sólo 200 metros de largo, 30 de ancho y rodeada de espesa vegetación.

Parque Nacional Isla Isabel

Esta isla fue catalogada Parque Nacional por ser el hábitat de una gran variedad de aves. En este lugar se tiene la posibilidad de acampar una noche en la isla y realizar actividades como snorkeling, senderismo interpretativo y observación de aves.

Playa El Anclote

Esta playa es ideal para disfrutar de una agradable vista al Pacífico mientras descansas sobre su arena o disfrutas de una rica comida típica. Con sus aguas color esmeralda, arena clara y poco oleaje, es un gran destino si también buscas nadar con relativa seguridad. También encontrarás los servicios necesarios desde restaurantes hasta masajes, para que no tengas que preocuparte por nada más que descansar.

Petroglifos de Altavista

A lo largo del arroyo Las Piletas sobre la roca volcánica encontrarás estos petroglifos que son el testimonio de una civilización que habitó la zona hace miles de años. Un total de 56 de ellos son un reflejo de las creencias y cosmogonía de los antiguos pobladores, pero además al estar inmersos en la selva el lugar es ideal para visitarse.

 

 

 

Con información de Zona Turística. 

SUSCRÍBETE A LA REVISTA IMPRESA A UN PRECIO ESPECIAL