Durante 2019, el comercio electrónico se ha visto impulsado en México, en gran medida, gracias al uso de smartphones y a la compras de productos o servicios realizada por medio de estos dispositivos móviles, en donde el uso de aplicaciones de servicio de transporte privado ha contribuido notoriamente.

Este año, la Asociación Mexicana de Venta Online (AMVO), publicó su reciente edición del Estudio sobre Venta Online en México 2019. Dentro de los datos a destacar está que la relevancia que han cobrados los servicios entre los shoppers mexicanos es importante, lo cual los ha llevado a familiarizarse cada vez más con algunos de ellos, como el de transporte privado, pues tiene un nivel de penetración del 60 por ciento.

De acuerdo con un sondeo realizado por el medio especializado El Economista, en México un 30 por ciento de los usuarios que solicitan este servicio lo piden 3 veces por semana; mientras que un 20 por ciento lo hace solo una vez cada 7 días.

Te sugerimos: Cabify busca ganar kilometraje a Uber, a través de esta estrategia.

Impuestos llegan a los bolsillos de usuarios

El día de ayer se dio a conocer que a partir del año 2020, algunas industrias con presencia en la Ciudad de México se harán acreedoras a nuevos impuestos, entre ellas la de servicios de transporte privado, contratados vía aplicación móvil, lo cual quiere decir que empresas como Uber, Cabify, DiDi y Beat tendrán que ajustarse a esta medida.

Información publicada por ADN 40 indica que el impuesto a dichas plataformas que brindan el mencionado servicio será de 1.5 por ciento, mismo que se aplicará a cada viaje iniciado en la capital del país.

Al tratarse de un alza, esto trae como consecuencia un incremento tarifario para los clientes y usuarios de este transporte, lo cual afectaría las finanzas de aquellas personas que sí hacen uso de estas aplicaciones.

Según el sondeo antes citado, la tarifa mínima que tiene Uber es de entre 40 y 45 pesos, la cual varía d acuerdo al tipo de vehículo, horario, zona, tráfico, entre otros factores; mientras que la de DiDi es de entre 25 y 30 pesos, precios de arranque que incrementarán a partir del año entrante.

Pese a esto, y ante situaciones de inseguridad, comodidad, conveniencia y movilidad, es complicado que los usuarios prescindan de este servicio, y más en la Ciudad de México, lo cual representa un mayor gasto.

Datos de Statista indican que, al término de 2019, el valor de mercado del transporte privado vía aplicación, podría alcanzar los 280 millones de dólares, cifra que solo contempla a empresas como Cabify, Uber y DiDi.

SUSCRÍBETE A LA REVISTA IMPRESA A UN PRECIO ESPECIAL