okeabtl.jpgPeth, Aus.- Con el objetivo de invitar al público a visitar las tiendas Ikea, la agencia australiana 303 Group implementó una estrategia BTL de marketing de guerrilla y sacó los muebles viejos a la calle para que la gente se animara a adquirir unos nuevos.

Con el slogan El cambio es bueno, la actividad colocó sillones, sillas y mesas en estados deplorables para que se animara a ver el nuevo catálogo que ofrece la cadena de artí­culos para el hogar.

ikeabtl.jpg

ikeagarbage.jpg

SUSCRÍBETE A LA REVISTA IMPRESA A UN PRECIO ESPECIAL